Conociendo a la autora

Conociendo a la autora 2018-01-08T13:47:27+00:00

E: Mujer, cuarenta y cinco años, directiva en una multinacional y madre, ¿Qué te lleva  dejarlo todo para escribir novela negra?

A.L.: Todo eso que has dicho. Cuando era pequeña y los adultos me preguntaban qué quería ser de mayor, siempre respondía lo mismo. Directora de hotel y escritora de misterio.

La gente sonreía forzada, pensando, digo yo, menudo monstruo de niña. Eran otros tiempos, más de uno me preguntaba, ¿Y enfermera o profesora no te gustaría más?

E: ¿De dónde venían esas ilusiones infantiles?

A.L.: De la tele. De dos series que mis padres veían y a mí me encantaba ver con ellos aunque no entendiera mucho.  Así que mi cabeza de niña se veía como directora de un hotel, como el personaje de James Brolin en la serie Hotel y escritora de misterio, como Jessica Fletcher en Se ha escrito un crimen.

E: ¿Y llegaste a ser Directora de un Hotel?

A.L: No. Risas. Llegué a la dirección de una gran multinacional. El hotel se me resistió.

E: ¿Por qué decidiste justo ahora dejarlo y pasar a tu siguiente sueño?

Coincidió con el nacimiento de mi hijo, Alex, y había muchas cosas que no quería perderme de él, cosas que me habría perdido con un trabajo como el que tenía,  muy exigente en viajes. Yo sabía que iba a dedicarme a escribir y que iba a abrir una nueva etapa en mi vida, él simplemente marcó mi momento.

E: ¿Por qué novela negra? Tan distinto de lo que hacías antes.

A.L.: Por Agatha Cristhie. De pequeña leía  mucho, no tenía  hermanos de mi edad, ni primos y los hijos de los amigos de mis padres eran muy mayores, y no había dibujos animados a todas horas como ahora así que leía todo lo que caía en mis manos. A raíz de la serie de Jessica Fletcher, cogí un libro de Agatha Christie, en mi casa estaba la colección entera. Aún los tengo todos, en un estado lamentable de la cantidad de veces que los leí y los releí. Pasaba las horas perdiéndome con Miss Marple en la campiña inglesa o riéndome cada vez que Poirot se atusaba el bigote. Luego, de más mayor, me interesé por la vida de Agatha Christie y me fascinó. Ahí decidí que cuando fuera madre mi hija se llamaría Ágata. De aquella no contemplé la posibilidad tener solo niños. Risas.

E: ¿Qué es lo que te mueve a escribir?

A.L.: Ayudar a mis lectores  a vivir historias que les desconecten de los problemas del día a día, a encontrar personajes con los que identificarse, a involucrarse en historias distintas a las suyas y a veces similares, a sentirse acompañados en los momentos de soledad. Me gustaría que se sintieran tan acompañados como me sentía yo por las historias de Agatha Christie en mi niñez. En la novela negra clásica el asesino es una persona normal, no hay asesinos en serie que torturan y desmiembran, solo personas normales en circunstancias excepcionales. Estas historias te meten en los entresijos de la mente humana, te hace pensar que cualquiera, incluso tú mismo, podría llegar a matar si se dieran las circunstancias para ello. Cuando piensas en eso, no te acuerdas de tus problemas del día a día, te apasiona, te engancha.  Ojalá para alguno de mis lectores, aunque solo sea uno, la vida sea mejor después de leer mis libros.

E: ¿En qué se parece Ana Lena Rivera a su investigadora, a Gracia San Sebastián?

A.L: En menos de lo que me gustaría, Ana Lena no es tan valiente como Gracia. Comparten lugar de nacimiento y una carrera profesional exitosa, pero ahí acaba el parecido. Ana Lena no sería capaz de enfrentarse a la tragedia de Gracia como lo hace ella. Es una heroína. A pesar de todo sigue adelante, lucha por sobrevivir. Ahora que lo pienso, también compartimos el gusto por el vino. Risas.

E: ¿Hasta cuándo habrá casos de Gracia San Sebastián?

A.L: Hasta que mis lectores quieran y hasta que las dos cosas que más me apasionen en la vida sean estar con mi familia y sentarme a escribir. Así que espero que Gracia San Sebastián viva muchas, muchísimas aventuras.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¡Hola! Soy Ana, ¿nos seguimos en redes sociales?