Amaia Salazar es una detective diferente a los demás. Atrás quedan aquellos maravillosos e inolvidables  clichés del género negro en los que el detective era un tipo duro con sombrero y cigarrillo. Amaia representa la renovación de la novela policíaca: Una mujer con un terrible pasado, con una carga emocional imposible de cerrar que se enfrenta al terror que se esconde en la niebla, al asesino de niñas, a la crueldad terrenal envuelta en un halo sobrenatural y fantasmagórico donde el horror, la psicosis, la perversión y la atrocidad,  viven en la casa de al lado y van a comprar el pan todos los días.

Amaia Salazar es rompedora, es valiente, humana y se enfrenta a los demonios que su infancia le inoculó en el alma a la vez que lucha contra la brutalidad de la mente enferma del asesino en serie.

Actualidadliteratura
Leer artículo